Historia de la Negra

Hace algunas semanas, mientras iba a dejar a mi hija a la universidad, vi un perro de la calle con un cordón negro atado al cuello y que cojeaba. Demás está decir el estado del perrito. Pero en un principio pensé que era la mascota de un comprador de periódicos (de esos que pasan tocando a las puertas de las casas pidiendo periódicos viejos para comprarlos).

Todo el camino me fui pensando en el animalito y de cual sería su suerte si estaba abandonado. Al regresar, decidí volver al lugar donde lo había visto. Allí estaba. Flaco, sucio y mendigando comida. Llamé a mi hijo y le pregunté si se animaba a que lo recatáramos. Estuvo de acuerdo así que fui por él para que entre los dos lo hiciéramos. Al llegar personas caritativas de una tienda le estaban dando sobras de comida. Nos contaron que tenía casi dos semanas de haber aparecido por el lugar y ellos cuando podían le daban alimentos. Pero en definitiva era uno de los tantas mascotas abandonadas de Guatemala.

Ya habían contactado a la Asociación de Amigos de los Animales (http://www.amigosdelosanimales.org.gt/index.php), una organización que se dedica al rescate de animales abandonados y maltratados, ellos pagarían por las curaciones necesarias pero solo si ellos se hacían cargo de darle un hogar al animalito. Y ellos no podían tenerlo.

Para no hacer larga la historia, decidimos comprometernos a darle un hogar al perrito. Y no era un perro, era una perrita cachorra y el cordón era un alambre de teléfono atado al cuello. AMA nos contactó y fuimos a la veterinaria. Allí la atendieron, le tomaron rayos X y tenía las falanges de su pata fracturadas. La desparasitaron y le pusieron un inmovilizador en su pata trasera, todo eso sin que nosotros pagáramos absolutamente nada. Hoy, la Negra comparte junto a un boxer y un chihuahua su nuevo hogar y a nosotros nos cambió la vida.

Quien sabe cual será la historia de la Negra, nunca conoceremos si se perdió, la robaron o la abandonaron. O tal vez huyó por los malos tratos y, al final, una historia linda con un final feliz, pero hay que resaltar la nobleza de AMA y su inmenso amor por los animales maltratados. En una sociedad tan carente de valores, deshumanizada por tanta violencia injustificada, la labor de ellos es increíble, porque nuestro país no es precisamente un paraíso para los animales. Si la vida de un ser humano vale menos de un centavo, imaginen cuanto puede valer la de un animal a los ojos de mucha gente. Ya en otro post mencionaba el maltrato de que son objeto los toros en las infames corridas y aún sigo sin comprender como el ser humano puede ser tan bajo y vil con seres indefensos.

La lucha de esta organización es titánica. Enfrentan una serie de problemas increíbles para seguir sirviendo a los animales y sin embargo al hablar con ellas siempre tienen una sonrisa y frases amorosas para los animalitos.

Si les interesa ver más sobre esta increible organización pueden hacerlo en Youtube aquí.

Quiero pedir a los que lean este blog, que POR FAVOR, los ayuden a seguir en su lucha a favor de los animales desprotegidos, créanme que es algo que vale la pena hacer. Les dejo el link para que lo hagan, no mañana, no la otra semana, hoy se necesita la ayuda: HAZ TU DONACIÓN HOY, y si no están en Guatemala, contáctenlos en este enlace para enviar su ayuda: http://www.amigosdelosanimales.org.gt/contact.php

Una respuesta a “Historia de la Negra”

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Once − 6 =