La pirotecnia en Navidad y año nuevo

La pirotecnia en Navidad y año nuevo

Debemos comprender que aunque para algunos la pirotecnia usada para la celebración de la Navidad y el Año nuevo sea una tradición y les provoque felicidad, para nuestras mascotas y los animales en general, provoca miedo, desorientación y confusión.

Los fuegos artificiales son parte de la tradición que a la vista del ser humano puede ser agradable porque llena de color y magia los cielos. Son espectáculos que ocupan un lugar importante en las fiestas cada año.

Pero para nuestras mascotas y para los animales que viven cerca del ser humano, aves incluidas, son momentos con un alto grado de confusión y temor ante los sonidos y luces que éstos implican.

La primera reacción es escapar en busca de un lugar donde esconderse, y quien tenga mascotas lo ha comprobado al ver como nuestro perro o gato busca refugiarse en nuestras propias piernas, tratando de encontrar algo de consuelo.

Pero hay casos peores donde ellos pierden totalmente el control y se escapan desorientados hacia las calles, lo que ocasiona que muchos se pierdan y no logren volver a sus hogares.

Pues bien, es momento de comprender porqué la pirotecnia en Navidad y año nuevo, con sus sonidos tan estridentes, son tan dañinos para ellos. La capacidad de un animal o un ave  para percibir los sonidos del entorno es muy superior a la nuestra. En el caso de los perros, esa capacidad se origina de su descendencia de los lobos,  que necesitan de una amplia audición para poder cazar algunas de sus presas, tales como los roedores.

La capacidad auditiva de un humano es de 20.000 ciclos por segundo, mientras que los perros alcanzan los 60.000 y además, pueden percibir sonidos en altas frecuencias, y a distancias entre cuatro y cinco veces mayores a nosotros.

Aunque los fuegos artificiales, puedan pareceros muy bonitos con sus colores y sonidos, para ellos representa una fuerte irritación a su sistema auditivo, provocándoles un intenso estado de nervios y confusión.

 ¿Cómo hacer para que ellos no sufran daños?

Si bien es cierto que con el tiempo hay una mayor la conciencia de la sociedad ante estos daños, todos sabemos que es casi imposible que no se utilice pirotecnia durante estas festividades.

Consejos para que no pasen un mal momento las mascotas

  • Hay que procurar apartarlos lo más posible de la fuente del RUIDO:
    Si están con nosotros o los hemos dejado en casa, hay que buscar un ambiente cerrado porque muchas veces los lugares que ellos eligen resultan demasiado peligrosos para ellos (por ejemplo, debajo del automóvil en el garaje).
  • Elegir un lugar CORRECTO:
    Para ello puede usarse una habitación cerrada con la TV o la radio encendida, pero a un volumen agradable que logre amortiguar los sonidos externos.
  • Ofrecerles un entorno con los elementos adecuados:
    Es bueno dejarlos con agua suficiente y su comida preferida, sin olvidar algunos objetos o juguetes que le resulten familiares y de su agrado, porque ello ayudará a disminuir el estrés.
  • Consultar con el Médico Veterinario por un SEDANTE:
    Cada quien conoce mejor que nadie las diferentes reacciones de sus mascotas, así que si sabes que las reacciones ante la pirotecnia son de excesiva tensión, lo mejor es consultar con el médico veterinario algún sedante, que en dosis correctamente administradas -siempre por el veterinario-, pueden ayudar a calmar un poco a nuestras mascotas.

Son simples consejos que si se siguen, podrán ayudar a que nuestras mascotas no sufran por nuestra causa. No solo es el daño por el miedo que provoca, sino también hay mascotas que creen que un petardo es un juguete y les explota. De verdad, hay que ser responsables no solo con nuestras mascotas que nos dan todo su amor, sino también con el resto de animales que no están domesticados y habitan nuestro entorno.

Que se acabe la pirotecnia es muy difícil, por no decir imposible, porque los negocios y las empresas las usan como medio de publicidad. Pero lo que si podemos hacer, es NO USARLA NOSOTROS. Nosotros, como individuos, debemos hacer todo lo posible por erradicar el hábito de dañar a otras especies solo para tener un poco de diversión. El daño no solo es para nuestras mascotas, sino que también afectan a todos los animales del entorno en que se utiliza, dando como resultado una gran alteración de nuestro medio ambiente.

Todos tenemos derecho a disfrutar de las festividades, pero debe ser en armonía con el planeta y el resto de los seres que lo habitan. Creo que las imágenes que el siguiente video, servirán como medio para hacer conciencia a quienes usan irresponsáblemente los fuegos artificiales. ¿Y si fuera tu hijo el que sufre? ¿Lo seguirías haciendo?

Fuente:

Protectora de Animales Bell Ville

Imágenes:

Imagen 1 cortesía de Public Domain Image

Imágenes 2 y 3, cortesía de FreeDigitalPhotos.net

Basado en el artículo de animalesmascotas.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dos × cinco =