CARTA ABIERTA AL SEÑOR PRESIDENTE CONSTITUCIONAL DE LA REPÚBLICA, INGENIERO ÁLVARO COLÓM CABALLEROS

Se publica tal y como la recibimos. La quiebra del Banco de Comercio perjudicó a muchos guatemaltecos y hasta el día de hoy, nadie ha querido solucionar este problema. Algo que ya es costumbre en Guatemala.

Guatemala, febrero del 2011.

Señor Presidente Constitucional de la República
Ingeniero Álvaro Colom Caballeros
Palacio Nacional.

Excelentísimo señor Presidente:

Está usted a escasos once meses de cumplir su período de mandato presidencial, que deberá entregar el 15 de enero del 2012 al candidato que triunfe en las elecciones.

A un numeroso grupo de ciudadanos y ciudadanas que fuimos perjudicados con la quiebra del Banco de Comercio usted ofreció, cuando era candidato hace casi cinco años que se solucionaría nuestro problema. A la fecha estamos en la misma situación.

Indudablemente su oferta tuvo fundamento en que no éramos de los capitalistas que a sabiendas invirtieron sus millones de quetzales (o dólares de los Estados Unidos) porque los tendrían seguros fuera de Guatemala, sino que gente engañada que creyó que su dinero estaba en nuestro país. En mi caso, soy un periodista y ex docente universitario y el depósito que tenía, constituía todo mi patrimonio.

Usted sabe, señor Presidente, que en Guatemala la justicia no es pareja sino que la influencia o dinero mueve montañas. En nuestro caso, el responsable directo fue el entonces Superintendente de Bancos, licenciado Willy Zapata. Conoció los problemas del Banco de Comercio mucho antes que se agudizara y sabía que se exportaba el producto del trabajo o ahorro de ciudadanos guatemaltecos y no hizo nada. Incluso, en lugar de ordenar el cierre del Banco y poner a los responsables tras las rejas para que respondieran ante la ley, les dio oportunidad para que abandonaran el país.

Aún es tiempo que honre su palabra empeñada y ayude, aunque sea parcialmente, la pérdida que para muchos es el producto de muchos años de trabajo. En los tribunales la situación está igual que hace cuatro años, pues ni siquiera se ha hecho el mínimo esfuerzo para que sean localizados los responsables y aunque sea parcialmente, recuperemos el dinero que nos robaron.

Con todo respeto, señor Presidente, usted ignora (y espero nunca lo sepa) lo que significa que le roben el producto del trabajo de  toda su vida. Aún confío que usted honrará su palabra señor Presidente.

Respetosamente,

Lic. Jesús Alvarado Mendizábal

4 opiniones en “CARTA ABIERTA AL SEÑOR PRESIDENTE CONSTITUCIONAL DE LA REPÚBLICA, INGENIERO ÁLVARO COLÓM CABALLEROS”

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. El Lic. Zapata fue compañero de trabajo en el Banguat, es una persona ambiciosa y vanidosa, el tenia amistad con los dueños, accionistas y gerentes del Bco. C. y tenia pleno conocimiento de las mivimeintos anomalas de este banco ya que el tenia el informe de las auditorias realizadas al Bco. pero por la amistad de el con estas perosnas no procedio, segun palabras delmismo zapata el reunion a los accionistas de este bco y gerentes para que dejaran de hacer estos movimeintos y que el les daria el tiempo suficiente para que ellos reparar estas acciones antes de proceder el como superintendente de bancos– Los citados lo retaron y le indicaron que el procediara y cerrara el banco, situacion qu eel no hizo por temor a las noticias de un cierre de banco{{ finalmente los ejecutivos del banco le indicaon que trabajairna en aareglar el problema, pero lo que hicieron fue sacar odo el dinero y hhuir dle banco, cuando se entero zapata se dio cuenta de su error y que se lo habian baboseado, por tal razontambine el huyo aMexico y trabjad en CEPAL

  3. Mi padre es uno de los directores del Banco acusado de haber robado el dinero que usted menciona en su carta. Yo le aseguro que ni mi padre y ningún otro de los directores acusados tienen el dinero. Lo se porque desde el primer día me involucré en el caso. ¿Por qué cree que la investigación ha sido abandonada por el ministerio público y por la super- intendencia de bancos? ¿Quién se quedó con todas las cuentas del Banco de Comercio a pocos días de haberse cerrado este? Haciendo las preguntas correctas se llega a las respuestas adecuadas. ¿Sabía usted que mi padre también perdió dinero con un certificado que tenía depositado en dólares igual que la inversión que usted menciona aquí?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × 4 =