Perfume, pero no es la historia de un asesino

Pues no se, de repente y volví a encontrar unos apuntes de mi abuelo y empecé a curiosear en ellos. Recuerdo que una película que me pareció bastante mala a pesar que en ella actuaba Dustin Hoffman (un lapso muy corto por cierto), trataba de un aprendiz de perfumes que logra encerrar en una botella la esencia más perfecta.

La película en cuestión era Perfume, historia de un asesino.

Y allí, en las notas que estaba viendo, estaba como capturar los olores de cualquier flor. Interesante.

Según decía mi abuelo, para extraer la esencia de cualquier flor, bastaba ponerlas en una olla de barro y cubrirlas con sal fina, no de una sola vez, sino capa por capa. [seguir leyendo]